Almendras: beneficios y propiedades



La almendra es un tipo particular de fruto seco que se encuentra en muchas recetas sicilianas.

No es casualidad que el Pistì lo haya convertido en protagonista de numerosos dulces: desde las famosas pastas de almendra hasta la deliciosa almendra para untar.

El clima de las montañas de Iblei, donde se cultiva la almendra de Avola, crea un entorno perfecto en el que crece en armonía con la tierra, lo que la convierte en un producto único y mundialmente conocido.

Pero son precisamente sus cualidades organolépticas las que hacen que esta fruta sea tan especial y, sobre todo, le confieren un sabor inigualable y unas propiedades nutricionales excepcionales.

A continuación enumeramos algunas de ellas:

  • La almendra es una semilla muy rica en fibra, calcio y potasio;
  • La fibra contenida en las almendras es un excelente prebiótico natural que proporciona un sustrato para mantener una flora intestinal sana;
  • Son una excelente opción dietética para garantizar el bienestar de los huesos fortificándolos;
  • Previenen el envejecimiento, ya que contienen proteínas, vitaminas y, en particular, vitamina E;
  • Las almendras son una rica fuente de hierro y, por tanto, un alimento excelente para quienes padecen anemia;
  • Tienen la capacidad de reducir los niveles de triglicéridos y colesterol en la sangre, mejorando así el flujo sanguíneo y disminuyendo el riesgo de derrame cerebral e infarto de miocardio;
  • Favorecen la pérdida de peso: son ideales para adelgazar rápidamente, ya que ralentizan la absorción de los azúcares de los alimentos

Dar la calificación

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *